Select Page

Este mes, la Alcaldía de Bogotá, junto con el Gobierno Nacional y departamental, anunciaron una noticia muy importante para la agenda de descarbonización limpias en la región: la consolidación de megaproyectos de transporte público que prometen reducir drásticamente la emisión de gases de efecto invernadero. Este proyecto está contemplado dentro del Plan de Acción Climática de Bogotá, una hoja de ruta para los próximos 30 años, donde se delimitaron las metas y los planes de acción para la descarbonización de la ciudad.

El proyecto consiste en la creación de la Red de Movilidad Multimodal Bogotá-Región proyectada para el  año 2035, que le apunta a la construcción de dos líneas de metro, una red de trenes de cercanías, así como corredores verdes en vías importantes y una ciclo infraestructura segura y sostenible, entre otras grandes obras. Esto permitiría hacer de la ciudad una que tenga un sistema de movilidad moderno y ambientalmente responsable, asegurando así que el Plan de Acción Climática de Bogotá y la carbono neutralidad para el 2050 puedan ser una realidad.

La red de Movilidad Multimodal tiene como columna vertebral el componente férreo, lo cual es clave para la disminución de gases de efecto invernadero en la región. Se trata de una estructura que no solamente permite una región más interconectada, sino también una posibilidad para reducir la contaminación ambiental, mejorar la calidad del aire y así aproximarnos cada vez más a la meta pactada en los Acuerdos de París de cero emisiones para el 2050.

Esta es una excelente noticia porque el sector que más gases de efecto invernadero emite en Bogotá, es el del transporte. Hacer cambios en este es importante, pues la región podría sufrir graves alteraciones ambientales si no se toman las medidas correspondientes lo más pronto posible. Por ejemplo, podría existir una mayor susceptibilidad para los incendios forestales, inundaciones frecuentes o una generación de islas de calor urbanas muy elevadas.

Definitivamente, este es un gran paso para la región y para el país, con el cual, cada vez más rápidamente, nos estamos acercando a la urgente meta de descarbonización a nivel nacional.